General

Premios Buero de Teatro Joven

Se acaba de celebrar en Madrid la VII edición de los Premios Buero de Teatro Joven, premios organizados por Robert Muro y su equipo, patrocinados por la Fundación Coca Cola en una iniciativa de promoción cultural realmente interesante y original que ojalá fuera seguida por muchas instituciones, que están orientados a promover el teatro entre los jóvenes. Participan cientos de Institutos de Enseñanza Superior y Centros Culturales de toda España. Un jurado formado por personas vinculadas al mundo del teatro como la propia viuda de Buero Vallejo, actores como Emilio Gutiérrez Caba o la dramaturga Paloma Pedrero, entre otros, ha elegido este año cuatro obras finalistas que representan lo mejor del teatro joven que se está haciendo en este país.

Los intérpretes de los montajes finalistas pasan una semana en Madrid en un campus de teatro con talleres de interpretación y, cada tarde, al caer el sol, representan su obra en el Teatro Valle Inclán, del Centro Dramático Nacional. Realmente es maravilloso poder ver a gente joven tan formada teatralmente desenvolverse con tanta frescura y saber hacer en un escenario como el del Valle Inclán. Además están invitados al Festival de Teatro Clásico de Almagro para que puedan ver las principales obras de cada edición.

Entre los finalistas de este año se encontraban el “Don Juan”, del Grupo de Teatro Tarumba, del I.E.S. Universidade Laboral de Orense, “Patera”, del Grupo de Teatro del Centro Cultural María Zambrano, “Asalto de cama”, del Grupo de Teatro Komos, de Valencia y “Berenant amb na Riera” (“Merendando con la Riera”, basado en textos de Carme Riera), del grupo de teatro del I.E.S. Na Camel.la de Manacor, que, entre otros premios, se ha llevado el de la mejor interpretación femenina que, emulando a lo que las chicas Almodóvar hicieron en Cannes, lo han ganado conjuntamente todas las componentes del reparto. La tradición y la escuela de teatro de Manacor hace una labor muy importante ya que, al iniciar a los niños en el mundo del teatro con apenas cuatro o cinco años, consigue que, al llegar a la adolescencia, tengan una experiencia y una soltura impresionantes. El montaje del Cyrano que los alumnos de este IES hicieron el año pasado es inolvidable.

Tuve la suerte de poder asistir a la representación de “Berenant…”, y he de decir que me quedé fascinado por el elevadísimo nivel del montaje, de la dirección, la sutiliza y soltura de todas, absolutamente todas, las interpretaciones, y la impresionante presencia escénica de alguna de sus intérpretes, capaces de llenar por sí solas un escenario como el del Valle Inclán y emocionar profundamente a un público que aunque, en su mayoría, no entendía el mallorquín, se entregó por completo a la belleza de la puesta en escena y la musicalidad de los textos. Un breve folleto explicando el contenido de las historias que componen el montaje les permitió adentrarse también en el universo mágico y poético de Carme Riera. Seguro que Carme se habría sentido muy orgullosa viendo el amor, la ilusión y la profesionalidad con la que las nueve chicas, desde un escenario que olía a playa y a Mallorca, nos invitaron a soñar a todos aquella tarde. Tengo que confesar que viendo la belleza de “Berenant…” se me escapó más de una lágrima.

Es importantísimo que existan iniciativas de apoyo al teatro como la de los Premios Buero, iniciativas que fomenten el amor al teatro y despierten la pasión por la interpretación entre los más jóvenes. Quizá, seguro, no todos los finalistas de estos premios llegarán a dedicarse profesionalmente al mundo de la interpretación, pero lo que es seguro es que serán personas que entenderán, y por ello amarán, el teatro, y mientras existan personas sensibles y predispuestas a compartir con los actores esos momentos de magia y de vida que sólo da la escena, el teatro no morirá. Hoy los jóvenes están más influenciados que nunca por la dictadura de la imagen: los videojuegos, el cine, y sobre todo, la televisión, centran sus vidas. Si comparamos las horas que dedican al año a ver la tele con las que dedican al teatro nos llevaríamos las manos a la cabeza. Además, dentro de las horas que dedican al teatro, están las horas de estudio, de clase de literatura y de lectura obligada de obras, tres claros enemigos de despertar la pasión por el teatro. Todo su mundo gira en torno a lo que sale por la tele e incluso, a veces, para ilustrar algún tema, los profesores les hacen ver alguna película; nunca o casi nunca una obra de teatro. ¿Cómo pretendemos que la gente ame el teatro si es un verdadero desconocido para la inmensa mayoría de los mortales y más aún para los jóvenes, esos inmortales por convicción, osadía o atrevida ignorancia?  Todos sabemos que el teatro es enemigo de la tele, que intentar transmitir la magia del escenario a través de la pantalla está condenado al fracaso, pero entre eso y que, para la tele, el teatro no exista o que le dedique sólo media hora a la semana y en la 2… Cada viernes los noticiarios nos informan de los estrenos cinematográficos de la semana… los estrenos de teatro, sin embargo, no existen para los redactores de nuestros informativos.

Por eso es importante comprobar que iniciativas como la de los Premios Buero de Teatro Joven no son proyectos o entelequias de unos soñadores locos, sino consolidadas realidades que ya llevan siete años demostrando, contra todo y contra todos, que EL TEATRO PUEDE. Y nosotros, los actores profesionales, somos los primeros que deberíamos apoyar iniciativas como ésta con todas nuestras fuerzas, ofreciéndonos a colaborar desinteresadamente en talleres, encuentros o charlas, o simplemente a asistir a las representaciones en las que estos chavales nos recuerdan algo que no debemos olvidar, algo en lo que ellos son verdaderos maestros: el amor al teatro. Os aseguro que asistir a cualquiera de estas representaciones es una lección de amor incondicional al teatro y una inyección de esperanza y optimismo que hace que nuestra pasión por lo que hacemos salga todavía más reforzada. Nosotros podemos enseñarles y compartir muchas cosas con estos chavales, pero ésta es la gran lección que ellos nos dan: por encima de todo y de todos, amar el teatro, y amarlo como se debe amar, sin límite. Es su lección, una lección para todos nosotros, para los que empiezan, para los que llevamos algún tiempo, para los que llevan toda una vida viviendo el teatro, una gran lección que dificilmente tendrá mejores maestros.   

Realmente es un placer poder asistir a representaciones teatrales de tanta calidad hechas por gente joven que vive y ama el teatro, gente sensible capaz de soñar y de hacernos soñar… Gracias a todos los que lo han hecho posible y que nos han invitado cada tarde a “berenar” ( merendar) con los Buero. Un verdadero festín. 

ETIQUETAS
RELATED POSTS
Carlos Olalla
Madrid

Por circunstancias de la vida me pasé más de veinticinco años dirigiendo empresas en la que, sin lugar a dudas, fue la etapa más aburrida y frustrante de mi vida. La verdad es que nunca me gustaron esos trabajos y lo pasé fatal. Cuando cumplí los 45 me encontré con que una reestructuración empresarial me ponía de patitas en la calle y sin un duro. Por si fuera poco, nadie me quería dar trabajo porque decían que ya era demasiado “viejo”. A mí siempre me había gustado el mundo del cine y, como estaba en el paro y tenía tiempo, empecé a estudiar interpretación. Me pasé tres años siendo el “abuelo” de todos mis jóvenes compañeros en una conocida escuela de teatro de Barcelona. Durante aquel tiempo recibí alguna propuesta de trabajo para reincorporarme al mundo de la empresa, pero no quise aceptarlas: el nuevo mundo que había descubierto me había atrapado por completo, así que decidí cambiar una maravilla de sueldo y una mierda de trabajo por una maravilla de trabajo y una mierda de sueldo. Puedo deciros que ha sido la mejor decisión que he tomado en mi vida: por primera vez soy libre, la palabra jefe ya no significa nada para mí, hago lo que verdaderamente me gusta y, lo mejor, trabajo con gente sensible y abierta que piensa y siente como yo. ¿Qué más se puede pedir?

Todas las entradas
Categorías
Clandestino en Facebook
Facebook By Weblizar Powered By Weblizar